fbpx

En los inicios de nuestra vida, las rutinas nos sirven (entre otras cosas) para conocer el mundo que nos rodea y favorece la sensación de control y orden. Las horas del sueño, de la comida, el baño, el momento para disfrutar de la familia...Estás primeras rutinas tienen que ver con el cuidado de las necesidades básicas y afectivas. Con el tiempo se van incorporando otras actividades la guardería, el parque, salidas y/o encuentro con otras personas,...Nos damos cuenta que durante la semana hacemos unas actividades y el fin de semana otras. Que después del baño va la cena, que primero voy al cole y después al parque. Saben que hay un orden, empiezan a experimentar la noción de antes y después, primero, segundo y después, que es el fin de semana y las diferencias con el resto de la semana, que hay distinto tipo de actividades.... Van construyendo una idea de cómo suceden las cosas en su vida.

En los inicios de nuestra vida, las rutinas nos sirven (entre otras cosas) para conocer el mundo que nos rodea y favorece la sensación de control y orden. Las horas del sueño, de la comida, el baño, el momento para disfrutar de la familia...Estás primeras rutinas tienen que ver con el cuidado de las necesidades básicas y afectivas. Con el tiempo se van incorporando otras actividades la guardería, el parque, salidas y/o encuentro con otras personas,...Nos damos cuenta que durante la semana hacemos unas actividades y el fin de semana otras. Que después del baño va la cena, que primero voy al cole y después al parque. Saben que hay un orden, empiezan a experimentar la noción de antes y después, primero, segundo y después, que es el fin de semana y las diferencias con el resto de la semana, que hay distinto tipo de actividades.... Van construyendo una idea de cómo suceden las cosas en su vida.

A medida que pasa el tiempo las rutinas se establecen como algo natural. Aprendo que hay actividades y acciones que se repiten en el tiempo, que tienen una funcionalidad (alimentarme, recoger juguetes para saber dónde están cuando los vaya a volver a usar,…).

A nivel emocional experimento seguridad y satisfacción (echo de menos a mis padres pero cuando termine el cole los veré, si me subo a la silla alcanzaré al ropero donde mi madre pone el chocolate).

Al aumentar la edad  se van incorporando los hábitos, es decir, invierto tiempo, esfuerzo y atención en realizar algo para conseguir una meta. Están cada vez más regulados por el/la joven y menos por la persona adulta responsable. Llegado el momento cada persona es capaz de organizar y establecer sus propias rutinas y hábitos.

Es conveniente que este proceso se dé de modo progresivo y acorde con la edad. En los inicios es un juego donde el/la menor juega a acompañar a mamá o a papá a llevar la basura al contenedor correspondiente, posteriormente se encarga de separar su propia basura y lleva una bolsa poco pesada…Finalmente, se encarga de la separación de residuos en casa y depositarla en los contenedores correspondientes porque entiende que su responsabilidad personal y social y no necesita nadie que se lo recuerde. Así mismo lo hará allá a donde vaya.

Esta sería la secuencia ideal para establecer hábitos de modo saludable y duradero.

Algunas recomendaciones para crear hábitos y rutinas saludables  que con el tiempo favorezcan la autonomía:

  • Ser un ejemplo o modelo.
  • Ser constantes con las rutinas y hábitos que se establecen.
  • Incorporar la flexibilidad cuando sea necesario.
  • Ir dando responsabilidades desde pequeños y acorde con la edad.
  • Valorar la realización de las mismas.
  • Ayudar al menor a ir construyendo sus hábitos, reforzando sus iniciativas.
  • Incorporar la negociación  en el establecimiento de las rutinas y hábitos según la edad.
  • Favorecer que experimente para qué llevamos a cabo una rutina o hábito.

Hay ocasiones en las que este proceso no se da, llegando a generar dificultades en la vida cotidiana del /la menor y su entorno. Necesitando ayuda especializada para afrontar esta situación.